Nutrición Integral

Comer y no comer viene a ser como estar despierto o dormir, como estar en tensión y relajarse: son dos polos entre los que transcurre la vida humana. Siempre recomiendo hacer varias comidas pequeñas durante el día.

nutri6Comer a ciertas horas del día y en la noche forman parte incuestionable del ritmo vital humano. Cuando comemos muy tarde en la noche por la mañana nos falta la energía, es una señal del organismo indicadora de que el breve espacio de tiempo de necesario ayuno aun no ha finalizado; pues ha de completar el ritmo o ciclo natural de eliminación. El ser humano precisa de doce a catorce horas al día para las vigilia, el trabajo, la toma de alimentos, para el contacto con el mundo exterior, con su familia, para la acción y la reacción.

Le quedan de diez a doce horas para el metabolismo, es decir para la degradación, transformación y síntesis de sustancias, tomando la energía necesaria. Si no le causamos problemas al cuerpo con alimentos mal combinados o consumidos erróneamente, de ser así la energía disminuirá en forma notoria, pues está dedicada a digerir los alimentos concentrados acumulados en nuestro estómago.

Ningún atleta bate una marca o gana una medalla si ha comido justo antes de la salida. La torpeza observada en algunos jugadores de fútbol o de beisbol durante un partido, está relacionada con grandes cantidades de alimentos, que mal combinados ingirieron. Con estos ejemplos y otros que observas a diario, se demuestra que el ser humano no acostumbra a vivir gastando inmediatamente lo que ingiere, que no obtiene su fuerza directamente de la alimentación, dispone de reservas en forma de depósitos de nutrientes que pueden utilizarse de forma más rápida y racional que la forma obtenible a partir de la alimentación tras un trabajo digestivo que exige a su vez tiempo y energía.

Prueba contigo en las mañanas al desayunar como lo vienes haciendo toda la vida, te ocurrirá lo del atleta o lo del jugador de fútbol que mencionamos anteriormente.

Veremos otra razón que nos sirve para rebatir el antiguo prejuicio de que el hombre obtiene fuerza directamente a partir de los alimentos. No solo durante, sino también después de un ejercicio, una fuerza o un trabajo pesado no se presenta la necesidad de comer. Primero tenemos sed y la calmamos, y mucho más tarde aparece la sensación de hambre.

Los deportistas de alto rendimiento, como ejemplo, experimentan la conexión entre un buen rendimiento y buenos hábitos de alimentación; ellos saben que sus logros son posibles con ayuda de la fuerza proveniente de las reservas energéticas del propio organismo. Siempre recalcaré que lo propuesto aquí no es camisa de fuerza… Sólo tu decidirás que es bueno o que es malo y cuándo lo harás… No es éste método un cordón que amarre tu boca. Si tienes deseo por compromisos sociales y debes comer y beber sin control dietético no te preocupes; mañana o pasado mañana vuelve a estos sencillos pero beneficiosos consejos que harán de ti un ser enormemente vital.

Group of friends toasting and looking happy at a restaurant

En ninguna parte del mundo la comida es usada únicamente para calmar la necesidad nutricional diaria, las celebraciones y actos sociales se centran en el comer y el beber, no por apagar la sed o el hambre, más si por la necesidad humana de la sociabilidad y el goce de satisfacción sensorial y de alegría en lo desacostumbrado. Son juego y lucha con el cuchillo, el tenedor y el vaso de bebida. Cumplamos pues con este rito ancestral, pero recordemos: Si deseamos adelgazar de verdad y mantenernos así, volveremos a este control simple pero adecuado de alimentación, practicando estas sugerencias.

Las dos fuentes de energía del hombre son:

Fuente 1: Nutrición a partir de los alimentos.

Fuente 2: Nutrición a partir de los depósitos corporales.

Estos dos programas de provisionamiento energético ocurren automáticamente y los podemos vivenciar al iniciar un desayuno rico en frutas, jugos, cereales, proteínas; y de la adecuada combinación de los alimentos. A partir de allí lograremos por primera vez sentir que no tenemos hambre a cualquier hora del día, sino en los momentos adecuados. Así obtendremos una creciente confianza en sí mismos.

Satisfacer el hambre corporal lo cumplen los alimentos, pero no siempre hambre y apetito significan únicamente demanda de alimentos. Puede suponer demanda de afecto de protección, de reconocimiento por los demás y de auto afirmación. Una gran número de personas se convierten en obesos o tienen problemas de exceso de peso, porque intentan satisfacer inconscientemente estas necesidades anímicas a través de la comida, bebida, el cigarrillo o las golosinas.

El hambre es una señal, el organismo nos dice: “Espero alimentos” . Estoy preparado para aceptar alimentos. Produciendo saliva y jugos digestivos. El aparato digestivo funciona en primer lugar, acorde con la primera fuente de obtención de energía (nutrición a partir de alimentos), si falla está fuente, que es la alimentación, entonces la señal de hambre conduce a sensaciones desagradables y penetrantes en el estómago; que ocupa el pensamiento, cuando se intensifica puede reaccionar con dolor de cabeza, mareos, debilidad, sudoración y temblores. Aquí una fruta o un delicioso vaso de jugo de fruta o verdura puede hacer desaparecer en cinco minutos esta hambre tan aguda; brindándonos energía.

 Al habituar el organismo a este método de comer obtendrá la capacidad de funcionar con el segundo programa de obtención de energía (nutrición a partir de los depósitos corporales), el cuerpo se abastece de su fuente interna de energía en forma completa. Mientras sean suficientes sus depósitos de nutrientes.

Trabajar, estudiar o vivir sin el desayuno que hacíamos anteriormente, suena imposible para la gente, es desconocido e incomprensible que sólo con frutas, cereales, una proteína y un carbohidrato saciaremos el hambre del ayuno nocturno; se considera que un desayuno incompleto causa enfermedades o reducción en la capacidad de trabajo. Tales prejuicios se defienden con obstinación por muchos. Ahora deja de lado prejuicios y comentarios de terceros, inicia y observa los prontos resultados, te convencerás de lo aquí propuesto y demostrarás qué tan equivocadas eran las suposiciones de los demás. El desayuno es un alimento muy importante y básico, pero si esta bien proporcionado.

 En resumen si le damos el tiempo y la seriedad requerida a estos consejos, lograremos:

Rápidamente y sin daño para el cuerpo desprendernos de varios kilos sobrantes.

Permitir corregir la sobrealimentación, la combinación de alimentos, el momento adecuado para tomarlos, el qué comer, la depuración y buena eliminación de las toxinas y sobrantes.

Libera de la dependencia de medicamentos para adelgazar, o estimulantes para manejar el estrés.

Nos brinda nuevamente una piel suave y bonita.

Nos permite mantener la capacidad de trabajo corporal y mental, especialmente la tranquilidad espiritual.

Ayuda a controlar procesos de prematuro envejecimiento.

Es un procedimiento curativo eficaz y no peligroso de muchas enfermedades relacionadas con la mala nutrición y la poca energía ofrecida por las sustancias nocivas.

Está planteado para después de los 5 años; es más para nosotros un compromiso ayudar y enseñar desde muy pequeños a los niños estos buenos hábitos de alimentación… serán adultos sanos.

 Nos brindará y fortalecerá estructuras de disciplina en nuestra vida. Enseñándonos a practicar la renuncia.

Te ayudará a reducir el cigarrillo o a suspender el alcohol en exceso y las golosinas.

A vivir cambios internos y pensamientos positivos que te ayudará a ser mejor.

A tener una buena evacuación intestinal defecando en forma regular y sin problemas de estreñimiento.

Serás un iniciado en las prácticas de la medicina biológica, aplicarás métodos de terapia homotoxicológica en tu propio beneficio y de los que te rodean.

Comer o no comer carne?

nutri5Recordé que ésta es la pregunta que con mayor preocupación me hacen mis pacientes. Siempre sugiero o aconsejo algunas medidas especiales en el consumo de carnes de cualquier tipo y son:

  1. Buscar y permanecer como cliente de lugares que buscan que la carne de res, pollo y pescado son criados con alimentos naturales o biológicos y que no reciben químicos y hormonas para engorde o crecimiento en forma acelerada. Que la fuente que los suministra sea reconocida por su seriedad; últimamente en nuestras compras de carne de res, recibimos caballo, burro, etc. Desconociendo totalmente sus antecedentes y procedencia…
  1. Que se aumente el consumo de carnes blancas, pollo, pescado y otras de mar, dejando o bajando el consumo la carne de cerdo, las carnes frías industriales y los chorizos.
  1. No consumir carne más que una vez al día, especialmente al mediodía o muy temprano en la noche. Si se consume más de una vez, no dejará energía necesaria para digerirla y para otras funciones corporales importantes cómo la eliminación, causando depósitos nocivos y feos en nuestro cuerpo. Además intente no comer carne un día entero, será de gran beneficio para el proceso digestivo, usando otro tipo de proteínas (frijol, lenteja, etc.).
  1. Combinarla adecuadamente según lo comentado, con verduras, ensaladas, y una harina; la carne sea del tipo que sea sabrá bien así combinada y saciará nuestro apetito.

 Es curioso pensar en la persona que asegura no poder vivir sin comer carne y la requiere en todos sus alimentos diarios… Me viene a la memoria la práctica del canibalismo y sobre todo el comentario del Dr. Carl Lum Holtz, científico especializado en antropofagia y tribus aborígenes caníbales. Al convivir con una tribu caníbal en Australia detectó que no corría ningún peligro su vida, ya que los aborígenes no comían carne de personas blancas o de costumbres occidentales, consumidores de carne. Pues les parecía salada y les daba náuseas. Preferían personas asiáticas que se alimentaban principalmente de verduras, a éstas las consideraban “buenos bocados”.

 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *